martes, 26 de noviembre de 2013

Sólo la naturaleza hace grandes obras sin esperar recompensa alguna » Alexandr I. Herzen